miércoles, 18 de enero de 2017

Cómo visualizar las escenas al escribir.

Cómo escribir escenas para guión y novela

Ayer, en una sesión vía skype de asesoramiento y coaching literario, detectábamos juntos, el escritor y yo, los fallos de sus escenas. El problema lo comparten muchos escritores que se preguntan...

Cómo visualizar bien las escenas de acción.


Conviene aclarar que la escena de acción no tiene que ser necesariamente una de acción violenta con disparos o peleas. Puede ser cualquier escena en la que interactúen dos o más personajes entre sí y/o con el escenario y los objetos que los rodean.

Para los escritores es importante saber qué tienen en las manos esos personajes, cómo se mueven, cómo gesticulan, hacia donde caminan en el escenario, etc. Se trata de llevar el libro a la vida, de hacer vivir al lector. Y para eso tenemos que crear buenos personajes literarios y saber moverlos. Los personajes de cartón no hacen apenas nada con las manos, algunos ni siquiera se mueven, y cuando lo hacen siempre repìten los mismos gestos. Eso es lo que hay que evitar.

La visualización correcta del escritor hará que el lector visualice bien la historia y su lectura fluya sin pausa, que es de lo que se trata.


La dificultad, en este caso, residía en el autor al visualizar bien esas escenas y trasponerlas negro sobre blanco, sin incoherencias o errores, para que el lector a su vez las visualice en una lectura fluida y sin interrupciones, que es lo que se busca o se debería buscar al escribir una buena novela que enganche a la lectura.

No somos todos iguales y, del mismo modo que no todos percibimos igual la realidad, no imaginamos las cosas de la misma manera.

Le expliqué que había tres maneras para resolverlo (que yo conozca al menos), la memoria visual, la imaginación visual, o la representación.

La memoria visual


La memoria visual es la capacidad de visualizar situaciones pasadas o hechos vistos de un modo especial en la mente. Como todas las memorias, puede ser de corto, medio o largo plazo. Y también puede ser más o menos vivida, con muchos o con pocos detalles.

La clave es "situaciones pasadas" o "hechos vistos". ¿Alguna vez te has sorprendido a ti mismo escribiendo una escena que ya has visto antes? Hay escenas cliché, que salen en cada película del mismo género y que la mayoría de los espectadores ya saben lo que va a suceder. Para escribir una novela en la que hay acción violenta, no es lo mismo haber vivido y sufrido una pelea en un bar, a lo Bud Spencer, con tacos de billar y botellas volando sobre las mesas, que haberla visto en una película. La mayoría de los escritores nunca han vivido este tipo de escenas, pero quizá les toque escribirlas en algún momento. Y hay que escribir con verosimilitud. Cuando le das a alguien con una botella en la cabeza, esa persona probablemente acabará en el hospital con una conmoción cerebral severa. También depende de en qué parte de la cabeza golpees a tu víctima. Los golpes laterales causan mucho mayor daño.

El problema es que generalmente se recurre a escenas que ha visto mucha otra gente, cuando son de películas. Y sin los salvavidas del estilo, la voz propia, la empatía y la imaginación, la escena en cuestión le sonará al lector como algo que ya ha visto antes. Y eso siempre es malo.

Como escritores tenemos la obligación de ser originales.

La imaginación visual


Imaginar es el proceso mental que recrea nuevas imágenes y circunstancias; a diferencia de la memoria visual, que reproduce lo ya visto. Es la imaginación que imagina mejor las formas y los colores, o los movimientos. Como hay otras que imaginan más fácilmente sonidos. Depende de la persona.

Recurrimos a ella cuando tenemos que describir algo nunca visto ni creado hasta entonces y aquí los símiles, las comparaciones, las analogías, nos ayudarán a nosotros y a los lectores a imaginar mejor la cosa en sí,

Cuanta más imaginación, más detalles.

Como ya he dicho, hay escritores que tienen problemas con la imaginación visual porque son incapaces de visualizar bien la escena, a veces puede ser por poca atención al detalle, y tienen que recurrir a la memoria o a representar la escena si tienen compañeros, parejas o gente cercana que quieran jugar un rato y ayudarlos.

La representación.
Coaching literario. a representación para visualizar escenas al escribir.

Cuando se relee una escena escrita, ya sabes que es mejor hacerlo en voz alta, pregúntate: ¿Hay demasiado pensamiento interno en esta escena? ¿Se mantiene estático el héroe mientras las balas vuelan a su alrededor? Quizá está pensando en una excursión del colegio. O admirando las flores del salón.

Escenificar las escenas es una magnífica manera de captar el flujo narrativo, de saber cuando se detiene la acción y el lector deja de leer aburrido. Al escenificar las escenas verás si les has dado suficiente movimiento. Volviendo a la pelea del bar...  Si las botellas vuelan alrededor de nuestro personaje y él permanece inmóvil es que no estás describiendo a un personaje demasiado listo o admirable. Y si es un poquito cobarde probablemente se echaría al suelo y se arrastraria por él hasta parapetarse bajo una mesa.¿Cómo lo haría? Mucha gente no sabe arrastrarse y lo hacen a cuatro patas. La representación ayuda con estas cosas.

Luego expliqué a mi escritor el uso de las listas y la ayuda de planos y mapas para visualizar bien antes de escribir una novela pero, como decía Michael Ende, eso es otra historia que contaré en otra ocasión.

Si te ha gustado este artículo, no dudes en compartirlo en tus redes y mencióname en Twitter Lo tendré en cuenta. Comparte y comenta.También puedes suscribirte a mi canal de TELEGRAM donde explico tips de promoción de libros.

No hay comentarios :
Write comentarios